Sin categoría

Esther Jódar Bonilla, directora del Máster en Energías Renovables, Universidad Politécnica de Cartagena

Esther Jódar Bonilla, directora del Máster en Energías Renovables, Universidad Politécnica de Cartagena

Esther Jodar

Hablamos con Esther Jódar, directora del Máster en Energías Renovables de la Universidad Politécnica de Cartagena, y que se incluye dentro de la convocatoria de becas de Fundación Carolina. Hablamos con ella, entre otras cosas, de las claves para lograr un mundo más comprometido con el medio ambiente en el marco de la COP26, del papel que tienen las universidades en el alcance de ese objetivo y de la presencia en el máster de becarios/as de Fundación Carolina.

En el marco de la celebración de la COP26 y ante la necesidad de adoptar medidas contundentes contra el cambio climático, ¿cuáles son las claves para lograr un mundo más comprometido con el medio ambiente? ¿Qué papel juega la educación superior en la consecución de ese objetivo?

Todos debemos aportar nuestro granito de arena, no podemos relajarnos y pensar que son medidas que deben tomar únicamente los gobiernos o las eléctricas… Queda aún gente por concienciar y la principal clave para tener una sociedad comprometida con el medio ambiente es la educación. Con la educación de los más pequeños se influye en el resto de la familia, ya que los niños quieren llevar a la práctica lo que les enseñan en el colegio y de esa forma se implica también a los padres.

La universidad es un lugar de generación y difusión del conocimiento. Es en la educación superior donde se forma actualmente a la siguiente generación, que debe trabajar, desde ya, comprometida con el medio ambiente.

La universidad, además de divulgar el conocimiento, se tiene que implicar con su entorno. Ejemplo de ello es la cátedra entre el Ayuntamiento de Cartagena y la UPCT, a través de la cual cooperamos en materias como eficiencia energética y empleo de renovables, movilidad urbana e infraestructuras verdes que mitiguen el cambio climático.

¿Qué conocimientos/herramientas se adquieren con el máster? En él participa alumnado becado por la Fundación Carolina, ¿cómo puede contribuir el intercambio académico a generar redes que ayuden a frenar el cambio climático?

El máster forma al alumnado para dominar las diversas tecnologías que se requieren para un mejor aprovechamiento de la energía y para poder hacer frente a los grandes retos del cambio climático. En la asignatura ‘Energía y desarrollo sostenible’, la única obligatoria para todos, se pretende sensibilizar al estudiante sobre la situación energética mundial y dar a conocer los principales problemas relacionados con la sostenibilidad energética, así como conocer el impacto social y ambiental de las distintas tecnologías energéticas y conocer las posibilidades tecnológicas para la eficiencia y el ahorro energético. En el resto de las asignaturas, los estudiantes puedan diseñar su currículo dentro de una amplia oferta académica de optativas y así crear su propio perfil técnico. Además, el máster da acceso al Doctorado en Energías Renovables y Eficiencia Energética.

Curiosamente, muchos de los estudiantes extranjeros solicitantes de becas para hacer este máster son ingenieros del sector Oil&Gas y buscan poder contribuir al desarrollo sostenible de sus países de origen. Ayudar con estos conocimientos a lograr esta transición e implementar el uso de energías renovables, contribuyendo no solo a suplir necesidades económicas sino también ambientales. Además, dichos alumnos se sienten embajadores de sus países y divulgan su cultura.

¿Qué papel tiene el cuidado del planeta en la reconstrucción del mundo pos pandémico? ¿Qué rol puede adoptar el alumnado del máster en esa recuperación?

Hace unos años había un debate sobre el coste de las renovables, hoy en día ese debate es inexistente: es la forma más barata de producir electricidad. Actualmente, y con la escalada de precios, hay una mayor concienciación ciudadana en el uso de las renovables, pero no solo se trata de que las eléctricas hagan grandes instalaciones, cada vez podemos encontrar más iniciativas ciudadanas que crean cooperativas de generación fotovoltaica. Tenemos muchas azoteas aprovechables. El beneficio de las renovables debe revertir también en la sociedad, para que no sean un mero negocio de los grandes productores

Las renovables son un mercado creciente, que demanda profesionales formados para hacer un uso eficiente de estos sistemas de generación de energía. Debemos crecer, pero de forma sostenible, garantizando el acceso a una energía asequible, segura, sostenible y moderna para todas las personas.

Comparte:

Compartir en facebook, abre en ventana nueva
Facebook
Compartir en twitter, abre en ventana nueva
Twitter
Compartir en linkedin, abre en ventana nueva
LinkedIn
Compartir en email, abre en ventana nueva
Email